Gino Boschini

Un fin de semana viviendo el arte. Parte II: Museo Cultura Popular UNA

El domingo 27 se inauguró la exposición “Barva La vida de antaño” de nuestro colectivo Pintal Pintores al Aire Libre de Costa Rica en el Museo de Cultura Popular, UNA en Barva de Heredia. El espacio donde se ubica este hermoso museo fue propiedad del expresidente Alfredo González Flores.

A lo largo de varios meses, integrantes de Pintal estuvimos visitando el museo para ir a pintar: la casona, ventanas, jardines, puertas, el horno e incluso la humilde letrina. Todos estos elementos tienen historia, son documentos de la Costa Rica de tiempos pasados y rescatar esa nostalgia a través de la pintura es muy placentero, porque se está releyendo el ayer con los ojos del presente.

En buena compañía: con mis compañeras: Eunice Marín, Kattia Granados y Esther Monge

En octubre fui a pintar al museo con mis colegas Eunice, Kattia y Esther. Desde que me integré a este proyecto tenía decidido trabajar de algún modo el tema de la mascarada, que es recurrente en mi porque siempre me ha fascinado que objetos como las máscaras, los antifaces y los disfraces siendo simple indumentaria, activan un cambio no sólo de aspecto en quien los porta, también la personalidad se transforma. Además me interesa mucho su papel en la cultura y tradiciones de las sociedades. Barva es célebre por por sus mascaradas, por lo tanto era obvia la elección del tema.

Recorriendo los aposentos encontré el ideal: la cocina. No sólo por la calidez y la átmosfera familiar que tienen muchas cocinas, también porque ahí se encuentra una impresión de tamaño natural de una señora que parece como viva. No es la única figura de impresa de tamaño natural en esta casona, pues hay muchas. Son tomadas de fotografías antiguas y son maravillosas, pues complementan toda la idea de viaje en el tiempo que caracteriza a esta casona.  Esta foto de esa señora, tiene algo peculiar que no sé si es por la mirada, la postura del cuerpo o por la ubicación de la figura en la habitación. Da la sensación de que lo sigue a uno con la mirada o de que acaba de sentarse ahí. Era perfecta para mis propósitos.

Le acerqué un banquito de madera y coloqué ahí la máscara del diablo que me prestaron en el museo.

Durante toda esa sesión trabajé con luz natural porque quería experimentar la sensación de como la penumbra se iba apoderando de este espacio, incrementando esa especie de nostalgia propia de las casas antiguas y llenas de recuerdos como esta.

Al terminar puse la obra en el suelo para firmarla con comodidad.

Ya la obra estaba lista, acabada en una sola sesión in situ.

     

Sólo restaba esperar al 27 de noviembre que llegara el día de la exposición.  En uno de los afiches promocionales que se publicaron se incluyó esta foto que me tomó Eunice mientras estaba trabajando en mi obra.

Llegó el esperado día de la inauguración de esta exposición coordinada por la artista Ligia Arroyo.

El salón donde se presenta la muestra es muy amplio y cómodo. Cuenta con unos páneles muy adecuados para colgar las obras.

Este es el grupo de integrantes de Pintal, que asistimos el domingo al museo para atender a los visitantes: Johana Zamora, Mariamalia Sotel, Flora Castro, Ligia Arroyo, Lorena Valdeperas y nuestra directora: Doreen Bákit.

Al final de la tarde estábamos muy satisfechos porque recibimos muchas visitas de conocidos, familiares, colegas y gente que gusta de acercarse al arte. Para eso son las exposiciones, para ver y sentir el arte directamente, no limitándose a una pantalla. Como su nombre lo indica, las “artes visuales” son manifestaciones estéticas y plásticas que se crean para verse, para generar una respuesta en el observador.

El coordinador ejecutivo del museo, MSc. Luis Pablo Orozco estuvo muy presente acompañándonos a lo largo del día: tomando fotos y videos  donde nos entrevistó. Pueden verlos en la página de Facebook del Museo de Cultura Popular, UNA

En Pintal estamos muy agradecidos con el señor Orozco y con todo el personal del museo que tan diligentemente nos atendió en las visitas para las sesiones de pintura y también durante los días de exposición.  Este museo tiene una atmósfera muy cálida que invita a visitarlo muchas veces, esperamos volver pronto para descubrir más de la magia del Museo de Cultura Popular, UNA.

©GinoBoschini2022